LIFTING

Con el paso de los años la piel sufre diferentes cambios debido a diversos factores como el estrés, herencia, hábitos en la alimentación y la exposición solar. Los efectos que estos causan son la presencia principalmente de arrugas, líneas de expresión y flacidez (como sucede debajo del cuello), así como la acumulación de grasa en zonas específicas. Algunas marcas faciales comunes se encuentran debajo de los ojos, alrededor de la boca desde la nariz de acuerdo a la forma de la sonrisa y entre las cejas. Una manera efectiva de detener estos cambios es por medio de un lifting o estiramiento facial usando láser o luz pulsada.